Volatilidad en el mercado: año electoral en EE.UU. y clima como factores determinantes del precio de la soja

El analista internacional del mercado de granos, Federico Morixe, explicó en una entrevista con Valor Agregado en Radio Asunción 1250 AM, varias dinámicas clave que afectan los precios de la soja como el clima y la incertidumbre política.

En ese sentido destacó la importancia de monitorear el clima y los desarrollos políticos globales para entender las fluctuaciones en los precios de los granos, así como la necesidad de los actores del mercado agrícola de adaptarse estratégicamente a estas condiciones volátiles.

Primeramente, sostuvo que el clima y los precios son los factores determinantes en el mercado de granos. “El buen clima puede incrementar la producción y reducir los precios. Si la producción global sigue siendo alta y el clima es favorable, los precios probablemente continuarán su tendencia a la baja”, indicó.

Por otro lado, mencionó la incertidumbre política, como las expectativas sobre la presidencia de Trump y posibles guerras comerciales con China, como factores que “podrían influir negativamente en los precios de los granos”.

Hizo hincapié a la persistente volatilidad en el mercado agrícola, especialmente influenciada por eventos como las elecciones en Estados Unidos, el clima, y las relaciones entre Rusia y la Unión Europea, particularmente en términos de exportaciones. Esta situación crea un entorno altamente impredecible donde existe la posibilidad de que los precios vuelvan a alcanzar niveles de 470 a 480 dólares, como se observó en septiembre y noviembre. Sin embargo, subraya que el factor determinante será el clima, el cual jugará un papel crucial en la dirección futura de los precios.

En cuanto a la posible dirección futura de los precios, Morixe sugiere que podrían continuar descendiendo, posiblemente alcanzando niveles de entre 370 y 360 dólares. Sin embargo, él también señala que el mercado parece estar cerca de alcanzar un punto mínimo alegando que “ya estamos casi en el fondo”.

“Si las expectativas relacionadas con la presidencia de Trump no se materializan o si hay sequías que afectan la producción, es probable que los precios suban nuevamente por encima de los 400 dólares”, dijo.

Dada la alta volatilidad del mercado, Morixe recomienda utilizar estrategias de seguros tanto para aprovechar posibles aumentos de precios como para protegerse de caídas inesperadas.

Señaló que el aumento en la producción global de granos, especialmente impulsado por países como Brasil y Estados Unidos, se debe a precios altos que incentivan una mayor siembra. Cuando el clima es favorable, como se esperaba para el hemisferio norte, se anticipa una alta producción, lo que presiona a la baja los precios.

Desde noviembre del año pasado se observó una tendencia a la baja en los precios debido a la combinación de alta producción y buen clima. Sin embargo, recientemente ha habido una leve subida debido a preocupaciones por la calidad de los granos debido a temperaturas extremas en algunas regiones.

Fuente: Valor Agrícola

Compartir:

Más publicaciones

Los ojos del mercado están puestos en las condiciones climáticas en el Medio Oeste americano

El Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA), llegó con su nuevo boletín semanal de seguimiento de cosecha con una pequeña reducción en la clasificación de los cultivos de maíz, pero manteniendo las cifras en el caso de la soja. Todos los ojos del mercado están puestos ahora en las condiciones climáticas en el Medio Oeste americano y su impacto en el desarrollo de los cultivos norteamericanos.

Abrir chat
¡Hola! Bienvenido a Transagro, Ingresaste desde la web.